A todos los ingenieros nos gusta estar al día de los rankings en cuanto a sostenibilidad. Hoy te traemos estas diez ciudades que han sido las elegidas por su envidiable utilización de las energías renovables, la promoción y el apoyo de un estilo de vida verde, como las «Ciudades más verdes del mundo». El respaldo de las leyes para la protección del medio ambiente y el uso de estrategias innovadoras para lograr ser una comunidad más sostenible, ha conseguido hacer de estas ciudades las galardonadas por la Revista Green Up Town. Proyectos de ingeniería  y construcción sostenible que hacen de estas las Top Five :

Oslo, Noruega

Oslo, siempre aparece en la lista de las ciudades más verdes del mundo de hecho, ya fue nombrada la segunda ciudad más verde del mundo en 2007, a pesar de que también es una de las más pobladas de Noruega.  Oslo, a pesar del continuo incremento de habitantes, se las arregla para mantener su objetivo de permanecer verde y hacer uso de métodos sostenibles innovadores.

Muchas otras ciudades europeas también están adoptando verdaderas prácticas sostenibles para una mejor calidad de vida, no sólo para sus vecinos, sino también para sus visitantes, pero mucho antes de que estas ciudades decidieran unirse al carro de la tierra sostenible, Oslo ya hizo su propia marca en relación con la preocupación ambiental.

Cuando se trata de la emisión de gases de efecto invernadero, es bien sabido que Oslo tiene la más baja en comparación con otras ciudades metropolitanas de Europa gracias a la plena cooperación de la población y el incentivo dado por el gobierno para cada nuevo edificio desarrollado y para la promoción de la eficiencia energética. Además, vale la pena mencionar que el 85 por ciento de los niños de la escuela en Oslo van caminando o en bicicleta al colegio.

La capital noruega tiene como objetivo eliminar de manera efectiva y completamente fuera del uso los combustibles fósiles para el año 2020. Acerca de 140 autobuses de la ciudad pronto se van a mover utilizando biocombustible procesado de residuos de alimentos.

Estocolmo, Suecia

En 2010, esta ciudad sueca fue nombrada como la Capital Verde Europea debido a su alto compromiso con la sostenibilidad.

Estocolmo comenzó a ser consciente de la importancia del medio ambiente durante la década de los sesenta y al igual que Oslo, Estocolmo es también una de las ciudades europeas con menos emisiones de carbono con respecto a otras ciudades europeas.

Cuenta con su Programa Ambiental que se basa en sostenibilidad de crecimiento y la diversidad biológica.

Estocolmo también tiene como objetivo dar prioridad a otros programas sostenibles inspirado en animar a la gente a usar su bicicleta o caminar, para disminuir los niveles de ruido, aumentar la compra de productos eco, reducir las emisiones de carbono de 3,4 toneladas a menos de 3 toneladas por cada residentes y para disminuir los procesos de reciclado incorrectos.

Copenhague, Dinamarca

Copenhague ya es un destino turístico famoso por sus impresionantes paisajes, castillos maravillosos, y su orgullo, la Sirenita. Pero esta ciudad no solo es un destino turístico muy popular; también se ha ganado con éxito su puesto en la lista de una de las ciudades más verdes del mundo, que vale la pena visitar.

Copenhague puede ser considerado como uno de los destinos turísticos más apetecibles para visitar; después de todo, también se ha denominado como una de las ciudad más habitable en Europa.

Freiburg, Alemania

Esta ciudad alemana es muy singular, ya que es una ciudad sin coches. Increíble, ¿no? Pero es cierto; en esta época moderna, cuando casi todas las carreteras de la ciudad están congestionadas con tráfico, esta ciudad ha logrado mantenerse medieval y tradicional.

Lo que le hace ser a Freiburg un destino tan popular es que está rodeado de exuberantes colinas verdes. Pues esta ciudad libre de coches, es además altamente sostenible.

Freiburg también se enorgullece del masivo uso de paneles solares encima de sus edificios, no solo de las viviendas, también las escuelas, las iglesias locales, e incluso el Ayuntamiento. Uno de los objetivos principales de la ciudad es potenciar continuamente la energía solar y conseguir reducir de manera eficiente sus emisiones de carbono en un 40 por ciento para el año 2030.

Malmö, Suecia

Malmö es la tercera ciudad más grande de Suecia y es un buen modelo de sostenibilidad metropolitana con sus soluciones de energía renovable aprovechando su abundante espacio verde y fresco. La ciudad es considerada una de las ciudades más verdes del mundo, ya que tiene el tercer parque de energía eólica más grande del mundo.

Además, el Puerto Occidental, un distrito en Malmö, funciona eficientemente con 100 por ciento de energía renovable obtenida del sol, el viento y por medio de la energía hidroeléctrica. El barrio también utiliza los biocombustibles que se producen de manera eficiente de los residuos orgánicos. Los edificios aquí se construyen utilizando materiales sostenibles y se han diseñado y planificado para ser energéticamente eficientes.

Con todos los planes sostenibles y proyectos de eficiencia energética que se está centrando en Malmö, sabrás ahora por qué todo el mundo habla de esta ciudad últimamente.

Vancouver, Canadá

Vancouver es la ciudad más verde de Canadá, cuenta con más de 200 parques limpios abiertos, por lo que los turistas pueden disfrutar realmente del aire fresco Canadá.

Puede ser densamente poblada y un poco caro, pero es una ciudad deseable para vivir por su clima moderado y medio ambiente limpio. Es la ciudad más limpia de Canadá y uno de los más verde del mundo.

Leave a Reply