El grupo de investigación «Laboratorio de Urbanismo» de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Universidad de Granada  ha desarrollado un proyecto pensado para mejorar la representación de datos en las encuestas de opinión haciendo uso de las herramientas brindadas por la Inteligencia Artificial.

Una mejor interpretación de las encuestas con Inteligencia Artificial

La investigación ha sido publicada en la revista científica llamada Entropy. Se ha puesto en práctica una metodología para poder interpretar una encuesta efectuada a escolares de Granada acerca de su opinión en relación al entorno escolar. Así, se pudo demostrar la influencia del modo en que los chicos se mueven para ir y para volver al colegio en la percepción que tienen acerca de la ciudad.

Lo que permite esta metodología es convertir las respuestas de un gran número de encuestados en un gráfico único que es muy simple de entender. Esto permite facilitar la comprensión de los diferentes tipos de respuestas que se realizan por parte de los individuos que son objetos de estudio. El análisis de ese gráfico puede ser realizado por un usuario no especializado en encuestas y sin que  tenga ningún tipo de vínculo con los análisis estadísticos usados habitualmente. Permitiendo que cualquier usuario, con solamente una breve explicación, pueda realizar un análisis y una interpretación de los resultados de una encuesta, independientemente de la envergadura y de la complejidad de la misma.

Uno de los investigadores de la Universidad, implicado en el trabajo, Francisco J. Abarca, explica que realizar encuestas de opinión puede ser frustrante al no responder a las hipótesis planteadas inicialmente. En este sentido, sostiene que:

«Con esta herramienta, que permite preguntas tanto cuantitativas como cualitativas y que utiliza procesos de Inteligencia Artificial, se crean perfiles de los encuestados atendiendo al conjunto de datos, formando un gráfico muy descriptivo que permite entender cada perfil a través de colores”.

Una oportunidad

Esta metodología se  presenta como una oportunidad para poder hacer asequible la intención de conocimiento mediante una herramienta de encuesta. Reduciendo, de esta manera,  el tiempo invertido en el análisis a la vez que se limita la frustración que genera en los investigadores los resultados de una encuesta en el momento en que no se llega a conclusiones que sean lo suficientemente claras.

Para esta investigación, se ha usado la metodología para interpretar una encuesta a escolares, con una población formada por niños de 10 y de 11 años. Los resultados han demostrado que el contexto familiar define la autonomía del niño que, a la vez, define la relación con su entorno urbano.

Leave a Reply